17/11/11

A Vargas Llosa no le gustan las mayorías absolutas

Es lo que dice en su famoso artículo rosa: «Tengo una desconfianza instintiva a [sic por 'a'] las mayorías absolutas, que pueden alentar iniciativas arbitrarias y hasta autoritarias en los gobiernos que las detentan».
"Pero, hombre, Mario", se habrá apresurado a llamar por teléfono doña Rosa nada más leerlo, "¿Cómo no lo has dicho antes para haber incluido una especie de cláusula en nuestro programa? Imagínate que sacamos mayoría absoluta en las próximas elecciones: ¿Qué haríamos con semejante incordio?" "No te preocupes, Rosa", habrá contestado Vargas, "si tal sueño —o pesadilla según quien lo mire— se cumpliera, yo te contestaría en uno de mis artículos del periódico, que te dedicaría, y de paso cobraría una plata [¡clinc!] por escribirlo, ¿no es cierto? Y de paso, también, tus chicos lo podrían reproducir como si yo lo hubiera escrito ad hoc para ellos" "¡Ay, Varguitas!", responde doña Rosa, "¡Que ya toco poder!"
Pues fíjense no más si a don Mario le disgustará la M. A. que no considera que un gobierno la tenga —o no— como quien tiene un coche, un dolor de muelas, un Nobel... o lo que sea que tenga, sino que la detenta. Pero 'detentar':

1. tr. Retener y ejercer ilegítimamente algún poder o cargo público.

2. tr. Der. Dicho de una persona: Retener lo que manifiestamente no le pertenece.


O el académico de la Española emplea mal el término, como si de un periodista se tratara, o un lapsus le hace revelar que considera ilegítimas, aparte de que no le gusten, las mayorías absolutas.

No hay comentarios: